CERRANDO CICLOS

©blamag ILUSTRACIÓN: ANEIKA PÉREZ

©blamag ILUSTRACIÓN: ANEIKA PÉREZ

Haber tenido la oportunidad de terminar el año en México después de tantos años lejos, ha llenado mi corazón de gratitud, y me ha dado la oportunidad de ver un ciclo cerrarse, o por lo menos es así como lo siento ahora.

Y aunque si bien es cierto que no dio tiempo de hacer tantas cosas que me hubieran gustado, o ver a tantos amigos que he extrañado y quisiera ver pronto, me dio la oportunidad de cumplir cosas que mi corazón ansiaba de verdad, lo primero de mi lista: ver, abrazar y besar a mis abuelitas, decirles que las amo, ver sus rostros de felicidad y sentir lágrimas de alegría correr por mis mejillas, dejándome un sentimiento de paz y amor pleno.

Reunirme con mi familia en una fecha tan especial, ver a mis hijos experimentar la dicha de vivir estas fiestas en familia y disfrutar nuestras tradiciones. Sentirme dichosa y agradecida de haber podido volver a México con mi familia completa, con tres niños sanos y fuertes, llenos de amor para todos y emocionados por una casa llena de gente feliz de tenerlos de vuelta, de poder abrazarlos y dar gracias a Dios juntos por tanta bendición.

Recorrer la ciudad en familia, y quedarnos con el sabor a México por unos meses en lo que volvemos, y visitar con los niños rinconcitos que se extrañan a menudo desde lejos.

Ir de vacaciones en familia y mostrarles el mar por primera vez después de una larga espera, verlos disfrutar nuevas experiencias con caritas llenas de emoción y poder respirar la alegría de cada oportunidad juntos.

Este viaje ha significado para mí, la forma en la que culmina una etapa de muchas experiencias a las que necesitaba darles un cierre, para poder dar paso a lo que viene, poder dejar atrás lo que ya fue; y no por querer olvidarlo porque todo en esta vida te hace crecer y aprender y soy quien soy por cada experiencia, pero poder tomar lo bueno, tomar las enseñanzas y caminar hacia adelante, dar paso a la vida que tengo hoy y la vida que quiero hoy.


Aneikaciclo, 2017, reflexionComment