ADIÓS 2018

©blamag ILUSTRACIÓN: ANEIKA PÉREZ

©blamag ILUSTRACIÓN: ANEIKA PÉREZ

Adiós 2018. Un año de aprendizajes, de reflexión, de retos y logros, de amor y desamor, de encontrar, reencontrar y redefinir el significado de la amistad; de bienvenidas, reencuentros y despedidas; de llegar más lejos de lo que nunca había llegado, de cumplir sueños y establecer nuevos desafíos; un año donde la vida como ese camino de enseñanzas que es, puso frente a mi en momentos donde todo parecía perfecto, el enfrentarme ante lo desconocido, lo doloroso o lo inesperado; pero también ante momentos de incertidumbre, desconfianza o sensibilidad, me recordó de lo que soy capaz, me hizo ver el lado brillante y colorido de la vida, me fortaleció, me hizo agradecer por lo verdaderamente valioso; y ahora todo eso es parte de lo que me ha transformado y convertido en quien soy hoy ante el 2019. 

Si vamos a mirar hacia atrás, debemos hacerlo solo para encontrar entre las penumbras los rayos de sol; para ver que aquello que creímos no superaríamos, ahora nos permite reconocernos como invencibles; para recolectar tantas alegrías, sonrisas y amor para recargarnos de energía ante todo lo que ahora vendrá; y para entender que todo pasa, lo malo pasará, lo bueno también pasará, así que más vale que seamos capaces en lo que viene de estar presentes en todo momento, de sentirnos en paz, de estar agradecidos de lo que tenemos y a quienes tenemos a nuestro alrededor.

El 2019 seguro traerá muchos aprendizajes, reflexiones, retos, logros, amor, amistad, personas, caminos y sueños, me encargaré de que esté lleno de “lo esperado”, porque de eso se trata la vida, de ponernos metas, de fijar la ruta de lo que queremos lograr y actuar para que así sea; pero seguro también tendrá mucho de “lo inesperado”, y aunque suelo ser mala con eso de las sorpresas, algo de lo que creo me ha querido enseñar la vida es que se debe también disfrutar y aprender de lo que llega sin aviso, aprender a fluir con lo que nos trae la vida, a encontrar lo valioso en lo nuevo, a dejarnos sorprender por los regalos que nos tiene preparados la vida, así que hoy tengo firmemente claro en mi mente que trabajaré por todo aquello que este año quiero hacer, alcanzar y construir; y también abierta a lo que el año me tenga preparado. ¡Feliz 2019!


Arianna2018, reflexion, 2019Comment